domingo, 16 de octubre de 2011

Fíjate si lo que estás buscando, vale todo lo que estás perdiendo.

Y no sé como ni por qué, pero hoy me he puesto a pensar, a recordar a esa persona, persona que antes lo era todo, y ahora, así porque sí, se ha quedado en simples recuerdos, en pasado. Recuerdo momentos, risas, llantos, lo recuerdo todo después de tanto tiempo. Quiero llamarla, llamarla y decirla: "Joder, no sé como lo haces, pero te echo de menos. Vamos a dar una vuelta juntas, a reírnos un rato de todas las tonterías que decíamos, vamos a recordar y a pensar en porque ya no es posible que seamos lo que éramos." De verdad que me encantaría llamarla, pero no puedo, no puedo porque ya no encajo en sus planes, he pasado a un segundo plano, o a un tercero, o tal vez ya ni siquiera me recuerde. Pero me gusta pensar que ella siente lo mismo, esa melancolía, que, de vez en cuando, la llegan como a mí, esas oleadas de recuerdos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario